Foro / Maternidad

Fuera tabus de la lm

Última respuesta: 16 de enero de 2008 a las 23:55
H
hanae_8344732
15/1/08 a las 15:37

Hola os plasmo lo que escribí para mi grupo de LM, espero que os guste y os ayude en los viejos tabús que existen sobre la LM, y os recominedo los dos libros de Carlos González (CG) Un regalo para toda la vida (sobre LM) y bésame mucho (crianza) y si teneís opción de verle es una maravilla:

Reflexiones: No hay que olvidar que somos Mamíferos

Es importante recordar que somos seres mamíferos y que tenemos la capacidad natural de producir leche de sobra para nuestros bebés. El problema es que desde finales del siglo XIX se empezó a comercializar la leche para bebés (a través de Henri Nestlé) y las industrias de alimentación infantil lograron convencer a los médicos y a las madres que existían muchas mujeres que no eran capaces de alimentar a sus niños, bien porque no tenían leche o porque tenían poca o bien porque de golpe se les iba o porque no era lo bastante nutritiva...este mito, más de un siglo después, sigue existiendo.
Sin embargo cuando un animal tiene a su cría le alimenta. Después de nacer la cría se va aproximando a las mamas de la madre y al cabo de un rato succiona, la leche fluye, nadie se pregunta si tiene suficiente leche, ni si es de buena calidad, ni si va a desaparecer. la leche de la madre es suficiente, alimenta a la cría, ésta crece, mama tanto como necesita y hasta que deja de necesitarla. Nosotros somos mamíferos y funcionamos exactamente igual, ¿Alguna cría de un animal ha fallecido porque su madre de repente se ha quedado sin leche?,¿O porque era de mala calidad?,¿O porque tenía poca? Verdad que no, pues a nosotras tampoco nos pasa eso. Debemos confiar en nuestro cuerpo. Darle pecho a demanda, sin esperar a que llore, sin seguir horarios de ningún tipo. Ofrecerle antes de que llore de hambre (el llanto es un signo tardío de hambre). Y recordar que los niños lloran por mil motivos más.
Amamantar pronto, cuanto antes, mejor. La mayoría de los bebés están dispuestos a mamar durante la primera hora después del parto, cuando el instinto de succión es muy intenso. Amamantar precozmente facilita la correcta colocación al pecho. El bebé debería mamar durante esa primera hora, las hormonas producidas en el parto ayudan a la capacidad de succión del bebé, que como cualquier mamífero, (los animales no son apartados de la madre para vestirlos, limpiarlos, oliendo a su madre y succionando en seguida) está preparado. Las interferencias de este tipo (tardar más de una hora tras el parto en ponerle al pecho) provocan dificultades en la instauración de la lactancia y con ello que muchas madres que DESEAN AMAMANTAR a sus hijos, desteten mucho antes de las recomendaciones de la OMS y lo más importante mucho antes de lo que ELLAS DESEAN.

Grupo de apoyo a la Lactancia Materna BESITOS DE LECHE

Ver también

P
placer_6054351
16/1/08 a las 2:05

Excelente!!!
Gracias por ser parte del grupo de mujeres q pensamos de la misma manera!!!

Me gusta

S
safae_8306152
16/1/08 a las 11:28

Hola
MUY CHULO, ojala sirva de verdad para romper tabus y dejemos de escuchar esas cosas que en gente mal informada puede ser el fin de la LM y es una pena.

Me gusta

I
ianire_5552226
16/1/08 a las 17:26

Muy chulo!!!
Gracias por compartirlo.
Besos

Me gusta

¿No puedes encontrar la respuesta?

L
lian_8051270
16/1/08 a las 23:09

Me encanta
me ha gustado mucho tu post, gracias por compartirlo con nosotras

Me gusta

M
marit_9137408
16/1/08 a las 23:55

Gracias por tu post
Me encanta todo lo que dices, especialmente eso de que "debemos confiar en nuestro cuerpo, darle el pecho a demanda, sin esperar a que llore, sin seguir horario de ningún tipo",...me identifico plenamente, yo confié en mi cuerpo durante 6 meses antes de leer algo sobre lactancia y encontrar este foro y ahora lo sé, no me ha defraudado en absoluto,...tan sólo siguiendo mi instinto como mamífero y madre.

Un beso.

Me gusta

Ultimas conversaciones
ISDIN Si-Nails

ISDIN Si-Nails

Compartir
No te pierdas ni uno solo de nuestros tableros en Pinterest
pinterest