Foro / Maternidad

Mi parto...casi para olvidarlo...

11 de marzo de 2007 a las 14:27 Última respuesta: 12 de marzo de 2007 a las 17:41

Hola chicas, os cuento mi parto, que fue el día 1 de marzo. Es un poco largo, la verdad...

Ingresé para la inducción el día 28 de febrero, justo a las 42 semanas de gestación, ya que Joel no quería salir de ninguna de las maneras. Por la mañana, a las 8 me introdujeron el gel, y me dijeron que podía tardar hasta 24 horas en borrar cuello y dilatar (yo casi no había borrado apenas).

Las contracciones empezaron al poco tiempo, y sobre las 3 de la tarde empezaron a hacerse insoportables. Yo siempre he padecido de la zona lumbar, con rehabilitaciones, dolores... y llevaba desde el 6 mes de baja por lumbalgia. Pues las contracciones se me agarraron precisamente ahí, cada una más intensa que la anterior, hasta el punto de gritar, llorar y patalear durante casi 25 horas. Parecía que me arrancaban la carne de las lumbares, nunca imaginé un dolor tan horrible. Mi marido y mi madre padecían con cada grito mío, y mira que yo tengo aguante, pero aquello era insoportable. Lo dicho, 25 horas de dilatación y de dolores insufribles. Pero Joel iba a nacer, no había mejor recompensa.

La madrugada del día 1 me rompieron la bolsa, y cuando por fín alcancé los 3 cm de dilatación, me pusieron la BENDITA epidural. Y así estuve hasta dilatar los 7 cm, con mi marido a mi lado, y descansada, tanto que me dormía. Mi marido aprovechó para decirle a la familia que faltaba poco y tomarse un café rapidito. Mientras, yo en el paritorio, me puse a 10 enseguida, y vinieron a asistirme. Joel iba a nacer ya!! Me pidieron que empujase, y yo empujé con todas mis fuerzas. Una enfermera insistía en que yo no sabía empujar, en que hiciera como si tuviera que "hacer caca", y eso hacía yo... Pero de pronto el monitor del latido de Joel pegó un bajón, llamaron al médico, y miró, me pidieron que empujase. Yo ya estaba nerviosa, y oí lo que me estaba imaginando: "tenemos que hacerte una cesárea de urgencia". El niño no salía y encima llevaba una vuelta de cordón.

Mi cuerpo me dió la vuelta, y me llevaron a quirófano. Mi marido llegaba en ese momento, y el médico le dijo "dale un beso a tu mujer que vamos a hacerle la cesárea". Mi marido palideció, y me dió un beso, yo me quedé con su cara, y empecé a llorar.

Desde hace muchísimos años, y sobre todo en el embarazo, cuando pensaba en el parto, pensaba y me ilusionaba con el momento cumbre, cuando ponen a tu hijo recién nacido en tu pecho, cuando sientes su calor... Y yo no iba a tenerlo así, no iba a vivir esa sensación, lo ví pasar con una enfermera y después me lo trajeron un segundo, en el que pude darle un beso. Me sentí tan frustrada que no pude llorar más que una mísera lágrima.

Se llevaron a mi hijo mientras me cosían, y el médico me dijo al oído que mirase a la puerta, allí estaba mi marido, que se había derrumbado a llorar al verme así. Una vez subí a la habitación, pude ver a Joel, y lloré, claro que lloré, pero no era lo mismo. Ya estaba conmigo, y eso era, y es, lo que más feliz me hace.

Pero aquí no acabó todo. Al día siguiente vinieron a quitarme la sonda y 2 cateters que llevaba al lado de la raja de la cesarea. Un cateter y la sonda salieron sin problemas. El otro no salía. La enfermera tiraba con fuerza, y yo gritaba tanto que podían oírme por toda la maternidad. Aquel dolor era como 10 veces la contracción más fuerte que había tenido la noche anterior. Notaba como si me fueran a sacar las tripas por ahí. Llamaron a más enfermeras, médicos y todos tiraban; yo gritaba que parasen, y al fin lo dejaron. Por la tarde subiría otro médico y a ver qué hacían. Me dejaron horas dolorida, con calmantes, unas horas terribles hasta que vino el médico, que volvió a tirarme varias veces del catéter a pesar de mis gritos y mis súplicas (menos mal que coincidió que mi marido no estaba en ese momento, si no, los mata). Así que el remedio no era otro más que abrirme de nuevo, y esa misma noche volví a quirófano para sacar el catéter.

Gracias a Dios todo acabó ahí, ahora estoy con unos dolores que no puedo apenas sentarme, dos operaciones a la espalda y cebada a calmantes; por eso he tardado tanto en dar señales de vida.

Me siento súper frustrada, mi parto, que quizá idealicé, me pareció una pesadilla. Doy gracias a Dios por haber sufrido yo, y que Joel no sufriera, está sanísimo y es el sentido de mi vida, un glotoncillo que me mira y me sonríe cuando le cojo.

Siento haberme estirado tanto con el post, necesitaba contarlo y desahogarme.

Un millón de besos a todas las gordis, no quisiera asustaros; la mía fue una experiencia que no le desearía a mi peor enemigo.

SeleneRW & Joel (11 días)

Ver también

11 de marzo de 2007 a las 15:34

Hola,
A veces las cosas no son perfectas pero creo debes relativizar lo ocurrido, mi segundo hijo nació por cesárea depués de 12 horas de parto y un embarazo de alto riesgo y lo pase algo mal pero nada que ver con lo que paso con mi primer hijo, parto rápido sin epidural, todo muy natural pero mucho antes de lo esperado (cincomesino)murió a las dos semanas. Lo importante es que tu hijo este bien y que tu te recuperes, en unos días lo del parto "fantastico" o "terrible" no será más que una anécdota en tu vida.
Silvia

Me gusta

11 de marzo de 2007 a las 15:44
En respuesta a

Hola,
A veces las cosas no son perfectas pero creo debes relativizar lo ocurrido, mi segundo hijo nació por cesárea depués de 12 horas de parto y un embarazo de alto riesgo y lo pase algo mal pero nada que ver con lo que paso con mi primer hijo, parto rápido sin epidural, todo muy natural pero mucho antes de lo esperado (cincomesino)murió a las dos semanas. Lo importante es que tu hijo este bien y que tu te recuperes, en unos días lo del parto "fantastico" o "terrible" no será más que una anécdota en tu vida.
Silvia

Muchas gracias a todas
por vuestro apoyo y comprensión; sé que todo esto se me acabará por pasar.

Siento mucho lo que te ocurrió silvisev, lo mío es sólo una bobada que me da vueltas en la cabeza, como dices lo importante es que Joel está sano.

Un millón de besos a todas

Me gusta

11 de marzo de 2007 a las 16:15

Enhorabuena!
Porque has traido al mundo a tu niño y por todo lo que has sufrido para ello..y no estás orgullosa de TODO lo que has pasado para que Joel esté con ustedes?porque pienso que tienes mucho mérito. Todas soñamos un parto pero luego la realidad puede ser muy distinta..ánimo que ya has pasado lo peor, y de frustración nada chica, creo que debes valorar sobremanera todo tu esfuerzo.
Saludos

HUGO(32+3)

Me gusta

12 de marzo de 2007 a las 6:32

Felicidades...
y espero que te recuperes pronto. Yo cumplía el viernes 9 de marzo, es mi segundo hijo y se está retrasando más que el primero, no estoy muy preocupada, pero no tengo ningún síntoma de que se acerque el parto. Espero que no tengan que inducírmelo también...

Me gusta

12 de marzo de 2007 a las 9:43

Dios mío!!!
Cómo has debido sufrir, pobrecita. Hiciste que me saltaran lágrimas..., pero bueno, lo importante es que Joel está bien y que tú en unos días ya estarás mejor y podrás disfrutar a tope de tu bebé...
Lo bueno es que este tipo de experiencia siempre se acaba olvidando...

Un beso enorme

silvia+pablo+álvaro+cosita7

Me gusta

12 de marzo de 2007 a las 10:05

Enhorabuena, selene
Chica, le yendo tu mensaje, se me saltaban las lágrimas, que quieres que te diga campeona, pues que ya paso, que con el tiempo el dolor físico poco a poco se olvida o se atenúa. Que piense que Joel esta perfecto, y que tu pronto te recuperaras del todo que un beso muy gordo, para Joel, tu marido, pero sobre todo un muy muy muy gordo para ti, GUAPA
¡FELICIADEEEEEES¡
Raquel y Lucas (26)

Me gusta

12 de marzo de 2007 a las 10:50

Jo qué llorera me ha dado
como todas, yo tb espero que mi parto sea de libro, todo perfecto y maravilloso, pero claro, nunca se sabe...
lo has pasado super mal, pero ya está pasado, ahora a recuperarte y disfrutar de tu nene
buena suerte
ana+dana 39+1

Me gusta

12 de marzo de 2007 a las 13:26

Lo primero enhorabuena por tu niño
y lamento que sufrieras de esa manera. Muchas veces las cosas no vienen como quisieras, así es la vida. Si te sirve de consuelo, cuando el parto es sin cesarea tambien se llevan al niño para hacerle unas pruebas, es igual que en la cesarea.
Besos y espero que te recuperes pronto

Me gusta

12 de marzo de 2007 a las 17:29

Muchas felicidades
y disfruta de tu peque, el dolor pasa y con el tiempo aunque ahora parece imposible, se olvida.
Yo aun con tirones y recuperandome de mi cesarea que fue hace dos semanas y media, ya veras como cada vez te sientes mejor.

Un beso

Me gusta

12 de marzo de 2007 a las 17:41

Enhorabuena mamá!
Siento mucho que tu parto haya sido así de traumático, pero ya pasó todo y tienes a tu precioso Joel contigo, que es lo que más importa!! Disfruta mucho de tu bebé y muchas felicidades nueva mami!Muac!

Iballa+Nico 25semanitas hoy!

Me gusta

Ultimas conversaciones
No te pierdas ni uno solo de nuestros tableros en Pinterest
pinterest
ISDIN Si-Nails

ISDIN Si-Nails

Compartir